Tratamiento de Oxigenación Hiperbárica en heridas – enfermedades infecciosas

En particular, el Tratamiento de Oxigenación Hiperbárica (TOHB) es usado ampliamente para heridas con problemas de cicatrización. Entre ellas podemos mencionar las quemaduras, el pie diabético y la obstrucción vascular periférica crónica. Las heridas y lesiones con compromiso vascular generan problemas de irrigación, isquemia y condiciones de hipoxia.

La TOHB para pie diabético está indicada para heridas que cumplen con una clasificación establecida (Wagner grado 3 o superior) con determinadas características (úlcera que penetra tendón, hueso o articulación, presenta absceso o gangrena y no ha mostrado signos mensurables de curación).

Se postula que el TOHB permitiría aumentar la oxigenación de los tejidos hipóxicos, favoreciendo la cicatrización de los mismos. La TOHB actúa favoreciendo la cicatrización de las heridas a través de la hiper-oxigenación tisular, la vasoconstricción, la activación de fibroblastos, la inhibición de la producción y liberación de citoquinas inflamatorias, la estimulación de factores de crecimiento y la neo-vascularización, el efecto antibacteriano, la formación del tejido de granulación, la potenciación del efecto antibiótico y la reducción de la adhesión leucocitaria.

El efecto pro-angiogénico se ve favorecido por la acción de TOHB sobre factores de crecimiento regionales (VEGF), sobre el reclutamiento y diferenciación de células madre/progenitoras circulantes y sobre la producción de matriz extracelular. Además, en el caso de pacientes diabéticos, la TOHB ayuda en la utilización periférica de la glucosa.

En todos los tipos de úlceras diabéticas en pies o manos, un aumento significativo de la PtcO2 tras la aplicación de TOHB indica un aumento de las probabilidades de viabilidad del miembro afectado. Cabe destacar que la TOHB es bien tolerada y aporta beneficios a la calidad de vida del paciente, tanto disminuyendo el número de ingresos hospitalarios como la morbilidad de estos pacientes.

Además, está ampliamente documentado su costo-eficacia, considerando la reducción en los costos del tratamiento, en la estadía hospitalaria, en el riesgo de amputaciones y la mejoría en la productividad de pacientes afectados por pie diabético.

Numerosos ensayos clínicos se han llevado a cabo para evaluar los efectos de TOHB en pacientes con pie diabético. Los resultados de múltiples estudios en un número significativo de pacientes, mostraron una alta tasa de éxito en pacientes refractarios a otros tratamientos, destacando el papel adyuvante de la TOHB para heridas crónicas profundas infectadas en pacientes con diabetes mellitus y pacientes no diabéticos (úlceras venosas, arteriales y úlceras por presión).

Para úlceras venosas, se observó reducción del tamaño de la herida. Estos resultados deben ampliarse con posteriores ensayos de alto rigor metodológico y, además, definir aquellos pacientes que pueden obtener más y mayores beneficios de TOHB.

En heridas agudas, como quemaduras, injertos e implantes, se vio que la incorporación de TOHB favorece y acelera la cicatrización, reduce la necesidad de procedimientos quirúrgicos adicionales y la necrosis tisular, respecto del tratamiento de rutina. En estas heridas TOHB también reduce la morbi-mortalidad, acorta la estadía hospitalaria y mejora la calidad de vida de los pacientes.

TOHB reduce la mortalidad y tasa de amputación en infecciones necrotizantes (Fascitis, gangrena de Fournier, gangrena gaseosa) como terapia coadyuvante con la terapia antimicrobiana y la debridación de urgencia. En estas patologías con compromiso de la vida, la TOHB está indicada en forma absoluta y su aplicación debe ser inmediata.

TOHB es también efectiva para el tratamiento de las infecciones que comprometen al hueso, difícil de acceder y de que el antibiótico pueda llegar al tejido óseo. En el curso de patologías como osteomielitis, la pO2 tisular es muy baja, debido al trauma, el compromiso vascular y la fibrosis.

El uso de TOHB aumenta la pO2 necesaria para la neo-vascularización, revertir la isquemia, acelerar la cicatrización, inhibir el crecimiento de microorganismos anaerobios y estimular la acción fagocitaria de los leucocitos en los tejidos, promover la osteogénesis y activación de los osteoclastos en la remoción de detritus óseos.

Gracias a la terapia adyuvante de TOHB se observa una completa erradicación de la infección, demostrando su eficacia en el manejo de la osteomielitis refractaria crónica, favoreciendo el éxito de los tratamientos clínicos y quirúrgicos convencionales.

Comments are closed.