La cámara hiperbárica acelera la recuperación de heridas crónicas

Una lesión crónica es aquella que no ha cicatrizado luego de un período razonable de tiempo. Normalmente esto se da porque en la lesión existe hipoxia e isquemia.

Aplicación en TOHB en heridas crónicas:

– Escaras de decúbito.

– Úlceras arteriales o venosas.

– Pie diabético.

– Lesiones inducidas por radioterapia.

– Heridas crónicas.

Las heridas crónicas se producen por varias causas como la circulación inadecuada producida por enfermedades vasculares periféricas o estasis venosa, o por un incremento en la presión sobre algunas áreas afectadas. Además, los fibroblastos en los pacientes con diabetes o insuficiencia venosa demuestran una disminución en su capacidad de proliferar y cambios asociados al envejecimiento celular. En estas heridas faltan factores de crecimiento que son fundamentales en la estimulación de la migración celular, la proliferación y la formación de la matriz extracelular.

El oxígeno desempeña un papel muy importante en los mecanismos de reparación de las lesiones, ya que la baja presión parcial del oxígeno en los tejidos es la que suele provocar el fracaso de la cicatrización. Suministrar oxígeno a las lesiones crónicas puede acelerar la cicatrización que normalmente es muy lenta y se alarga en el tiempo, así como prevenir las complicaciones del proceso.

En el proceso de cicatrización intervienen diferentes tipos de células e intermediarios químicos:

Las plaquetas, son las primeras en llegar a la zona lesionada, y posteriormente aparecen las células del sistema inmunitario que localizan los tejidos y las células de las dermis responsables de la secreción de las fibras de elastina y de colágeno, así como de los glicosaminoglicanos que forman la matriz de apoyo de la dermis.

Una vez en la zona, se organizan y comienzan a producir proteínas que regulan la función de las células que producen sobre otros tipos de células. Seguidamente se produce un aumento de la síntesis de colágeno y angiogénesis, apareciendo el tejido de granulación para lograr finalmente la cicatrización.

Efectos beneficiosos:

–       Acelera la cicatrización de heridas.

–       Ayuda en la regeneración de tejidos dañados.

–       Potencia el efecto de algunos antibióticos.

–       Aumenta la actividad de fibroblastos.

–       Aumenta la síntesis de colágeno.

–       Mejora la defensa antimicrobiana.

–       Previene la necrosis.

–       Aumenta la presión parcial tisular de O2 corrigiendo la hipoxia.

La administración de oxígeno en heridas mejora las posibilidades de cicatrización de las úlceras de pie relacionadas con la diabetes y puede reducir el número de amputaciones mayores en los pacientes con diabetes que presentan úlceras crónicas del pie. Además, este método de administración de oxígeno en heridas puede reducir el tamaño de las úlceras causadas por insuficiencia venosa de las piernas, consiguiendo en un 80% de los casos su curación total y reduciendo las probabilidades de recaída.

Fuente: http://medicina-hiperbarica-hospitales.es/patologias/la-aplicacion-tohb-heridas-cronicas-no-cicatrizado-periodo-razonable-del-tiempo/

Comments are closed.